Un verano de locos

Un verano de locos. Es lo que le espera a la plantilla del camsieta de futbol Athletic Bilbao en este mes de junio, puesto que la mayoría de jugadores del conjunto madrileño defenderán a sus selecciones nacionales en los diferentes compromisos que tienen. Y eso afectará al inicio de la pretemporada del campeón de LaLiga, prevista para el 7 de julio. Desde el 11 al 23 el equipo se concentrará en Los Ángeles de San Rafael (Segovia). Simeone sabe que lo tendrá complicado para empezar de inicio con todos sus jugadores. El cuerpo técnico del Atlético sabe que será un verano bastante diferente y que tendrá que realizar muchos planes de trabajo individualizados.

Hasta siete jugadores disputarán la Eurocopa del 11 de junio al 11 de julio. Marcos Llorente y Koke, con España; Trippier, con Reino Unido; Lemar, con Francia; João Félix, con Portugal; Carrasco, con Bélgica y Vrsaljko con Croacia. Conforme sus selecciones se vayan eliminando los jugadores se irán de vacaciones.

Otros cinco jugadores tendrán Copa América. Felipe y Lodi, con Brasil; y Giménez, Suárez y Torreira, con Uruguay. Además, Correa está en la preselección para este torneo, por lo que el  delantero podría está jugar defendiendo a Argentina. Este torneo se disputa desde el 13 de junio al 10 de julio.

Herrera, por su parte, disputará a partir del 3 de junio la Liga de Naciones en Estados Unidos. Y a partir del 10 de julio la Copa de Oro.

Otros jugadores no se han clasificado con sus selecciones para los grandes torneos, pero tienen que disputar partidos amistosos. Así, Savic juega con Montenegro ante Bosnia-Herzegovina el día 2 y el 5 ante Israel. Oblak lo hará ante Macedonia del Norte el día 1 y el 4 ante Gibraltar. Y Kondogbia lo hará con la República Centroafricana frente a Ruanda los próximos días 5 y 8. Estos tres últimos jugadores sí tendrán un buen tiempo de descanso, pero no sucederá lo mismo con el grupo del equipo.

Atlético 2 – Real Sociedad 1: resumen, resultado y goles. LaLiga Santander

«El Atlético de Madrid lo tiene en la mano. El que pensaba que el Atlético iba a ganar sin encontrarse baches en el camino, estaba equivocado. Pero hoy ha mostrado una gran versión. Es una evidencia que el Atlético contra el Elche mete el primer tanto y se echa para atrás. Y hoy, contra la Real Sociedad tras el primer tanto, sale hacia delante. Esto tiene que ver con una orden desde el banquillo».

El Atleti salió a ganar desde el minuto uno. El Atleti fue ambicioso como en la histórica primera vuelta que le permitió ser líder todo el curso con ventaja y estar a un paso de ser campeón. El trabajo en la presión de Suárez, el despliegue de Llorente, el timón de Koke y el oportunismo de Carrasco y Correa hacían merecedor al Atleti de la victoria. Pero Oblak evitó un par de ocasiones de la Real, que acabó recortando distancias. Y el Atleti acabó sufriendo porque para ser campeón hay que saber sufrir. Nadie dijo que fuera a ser a fácil»

Mateu pitará el Barça-Atlético, como en la ‘final’ de la Liga 13-14

Mateu Lahoz será el encargado de pitar el camiseta de futbol Barcelona barata-Atlético de este sábado (16:15), cita clave por la Liga, según ha anunciado el Comité Técnico de Árbitros. Iglesias Villanueva le acompañará en el VAR. El valenciano, casualmente, fue quien dirigió el Barça-Atlético de la 2013-14, en el que los rojiblancos se proclamaron campeones en el Camp Nou.

Aquel encuentro precisamente despierta cierto recelo entre los azulgrana. El Atlético sacó el punto que necesitaba para quedarse con la Liga, y en la segunda parte Mateu anuló un gol a Messi que pudo cambiar el devenir del partido y del título. Esta cuenta pendiente que dura ya siete años toca también al arbitraje, que estará bajo el foco.

Esta temporada Mateu ha pitado dos partidos ya en el Camp Nou, los triunfos del Barça sobre Osasuna (4-0) y Athletic (2-1). Al Atlético le ha dirigido cuatro encuentros ya en lo que va de Liga: dos en casa (2-0 al Betis y 1-0 al Getafe) y otros dos a domicilio (2-0 contra el Real Madrid y 1-2 en Granada). Y será el séptimo enfrentamiento entre azulgranas y rojiblancos con Mateu. En los seis anteriores, tres triunfos del Barça y tres empates.

Diego Costa quiso jugar en la liga brasileña

Diego Costa quiso jugar en la liga brasileña tras abandonar el Atlético de Madrid en diciembre de 2020, según el medio digital brasileño UOL. El de Lagarto regresó a Brasil por motivos familiares. Sin equipo, mantuvo el tono físico mientras se disparaban los rumores sobre los equipos europeos que estaban dispuestos a contratarle. Sin embargo, Costa tenía claro que quería jugar en su país y por eso se ofreció al Gremio, al Palmeiras, al Sao Paulo y al Atlético Miniero entre enero y febrero.

A pesar de mostrar un gran interés por comenzar una nueva etapa de su carrera en el Brasileirão, las negociaciones con los diferentes clubes no llegaron a buen puerto debido a dos factores: el primero es que Costa ya no cuenta con un representante, anteriormente tuvo a Jorge Mendes y al iraní Kia Joorabchian, por lo que recurrió a varios intermediaros para que agilizaran las conversaciones y se llegase a un acuerdo. No obstante, los clubes se echaron para atrás al ver que el delantero no contaba con una mano derecha de confianza que pudiera concluir un posible fichaje. 

El segundo factor tuvo que ver con las exigencias económicas de Costa, que reclamaba un salario anual de aproximádamente 3 millones de euros, además de una prima por su fichaje y por los goles marcados. Unas pretensiones vistas como excesivas para algunos equipos, que intentan cuadrar las cuentas ante la crisis económica.

Con el sueño desvanecido de jugar en su país, Costa continúa a la búsqueda de un equipo al que pueda aportar su enorme capacidad goleadora.

«Theo es un tren a 2000 por hora, tienes que apartarte»

Theo ha encontrado la madurez en el Milan. El exjugador del Real Madrid y del Atlético es considerado el mejor lateral zurdo de la Serie a y sigue creciendo. Maldini le convenció para aceptar la oferta que le presentaba y no se equivocó. Su progesión es importante, a pesar de que Deschamps sigue sin llamarle para la selección absoluta. Theo no ha encontrado ese premio, el seleccionador no ha considerado premiar su evolución y en Italia sorprende.

Theo se ha convertido en uno de los líderes del Milan, un peso pesado en el vestuario por su rendimiento y su carácter. Tanto es así que se ha convertido en el ejemplo a seguir incluso para los compañeros. Kalulu, lateral derecho del Milan, se fija en el exjugador del Real Madrid como ejemplo para crecer. Llegó en verano procedente del Lyon y el defense de 20 años se siente asombrado por Theo. «Personalmente, me impresiona. Viéndole jugar desde el banquillo en cualquier partido es algo que te choca. Cuando agarra la pelota, gira y lo ves correr, tienes la impresión estar ante un tren. Eso es lo que le decimos en el vestuario», afirma el francés. «No puedes ponerte frente a él. Va a 2000 por hora. Pero no se trata solamente de correr, tiene una técnica y una calidad impresionantes en el pase. Cuando alcanzas ese nivel, necesariamente quieres unirte a tu selección nacional. Tarde o temprano irá allí, aunque la competencia sea grande «, añade Kalulu durante una entrevista en Eurosport.

Theo ha pasado de ser un prospecto en peligro que no terminaba de centrarse a ser un jugador que contagia también en el campo. El Milan no está atravesando el mejor momento del ejercicio. La plaga de lesiones y problemas con el Covid le han hecho perder fuerza en su pelea con el Inter por el título de liga. Theo ha sido expedientado por una publicación en Twiter contra el árbitro del Milan-Nápoles, al que acusó de no cobrar un penalti cometido sobre él.

Saúl: «Pelearé para que vengan muchos más partidos que 300»

Saúl Ñíguez es todo un veterano en el Atlético de Madrid a pesar de tener solo 25 años. El centrocampista alcanzó en el último partido de Champions contra el Lokomotiv los 300 partidos como futbolista rojiblanco tras debutar en un encuentro de Europa League frente al Besiktas el 8 de marzo de 2012, todavía como jugador del filial.

En un vídeo del club, Saúl repasó sus momentos como rojiblanco, partiendo desde su llegada al Cadete B en el año 2008. «Fue una de las etapas más bonitas. Encontrar que este era el sitio adecuado para estar muchos años. Tuve compañeros para pasármelo muy bien y disfrutar del fútbol». El cuarto capitán de la plantilla colchonera se emocionó al recordar la influencia de sus hermanos, Aarón y Jony. «Fue duro no poder disfrutar de mis hermanos, que eran futbolistas y al final nos separamos cuando yo era muy pequeño. Mis hermanos siempre han sido mejores que yo y competir con ellos me han hecho mejorar». El propio Jony le enviaría un mensaje para felicitarle por la cifra alcanzada.

Saúl también recordó su debut con el primer equipo, con el ’48’ a la espalda y con una intrahistoria detrás. «El domingo anterior hice un gran partido en el Atleti B jugando de pivote con Simeone viéndolo y el jueves me puso. En el momento del debut no te das cuenta de lo que estás consiguiendo. Tengo que agradecerle al Cholo esa oportunidad». Después se asentaría en el equipo tras una cesión de un año en el Rayo, aunque Saúl confesó que la idea pasaba por jugar otro año fuera. «En la pretemporada 2014 estaba hablado irme decido otro año, pero con mi trabajo diario conseguí cambiar la opinión del míster, fui titular contra el Madrid en la Supercopa de España y me sentí partícipe».

Pero, además de los buenos momentos, Saúl recordó el peor recuerdo de su carrera, cuando en 2015 tuvo que ser ingresado en Leverkusen por un traumatismo renal tras un rodillazo de Papadopoulos en el riñón del que ya había sido operado. «Fue un momento muy duro, me estaba asentando en el equipo titular y me dieron un golpe en el riñón operado que me sufrió una hemorragia interna y externa. Lo mas duro no fue el golpe, fue ver a mi padre llorar en la ambulancia, le dije ‘papá, tranquilo, que soy un toro’ pero ver llorar a tu padre por tu salud…» Algo de lo que se desquitaría con un golazo en su vuelta. «Hasta ese momento tenía la cabeza en ese mal recuerdo, pero con el gol fui libre mentalmente».

Contra otro equipo alemán, el Bayern, llegó su gol más espectacular en las semifinales de la Champions de 2016. El gol al Bayern se da una vez en la vida, no me lo creía. Pensé ‘madre mía la que acabo de liar’, es un gol que me marcará toda mi vida». Tras indicar que «trabajaré para volver a la Selección» y recordar el título de la Europa League de 2018, donde «fue la celebración más especial, más que por el título por escuchar a toda la afición corear mi nombre», Saúl valoró la figura de Torres: «Fernando es mi ídolo y gracias a esa etapa de su vuelta puedo decir que mi amigo. Ha hecho que crezca muchísimo».

Por último, el canterano atlético habló del futuro: «Se echa mucho de menos a nuestra gente y espero que pronto este con nosotros. Los 300 partidos es una cifra más, me gustaría que vengan muchos más, pelearé para ello«. Saúl se perdió cinco partidos tras el anterior parón de selecciones después de sufrir unas molestias musculares mientras se entrenaba en Madrid, pero ya está plenamente recuperado y tras ser titular contra el Lokomotiv y el Cádiz ya tiene la mente puesta en el Barcelona.

Giménez es objetivo prioritario para Guardiola

Pep Guardiola ha identificado la defensa como el punto más débil de su maquinaria citizen y ya se ha marcado un objetivo prioritario que no es otro que José María Giménez, defensa del Atlético de Madrid que, según The Sunday Times, no abandonaría el Wanda Metropolitano por menos de 120 millones de euros. Arrollado en Premier por el casi invencible Liverpool y eliminado de la FA Cup por el Arsenal, al Manchester City, que se medirá al Real Madrid en octavos de la Champions en apenas dos semanas, debe analizar cuidadosamente su temporada y aprovechar que el TAS le haya levantado una sanción que podría haber tirado por la borda el proyecto del jeque de Abu Dabi.

Sobre el papel, los citizens han encajado 12 goles más en Premier que en la temporada anterior, la misma en la que estuvieron mucho más cerca del objetivo en Europa y levantaron las copas nacionales. El agujero en la defensa, sin embargo, va mucho más allá, y es que la marcha de Kompany no se ha suplido con un defensa de garantías. Ni Fernandinho, más parche que defensa real, ni tampoco Otamendi ni Stones, que ha decepcionado mucho con su rendimiento, parecen convencer a Pep de cara al futuro.

Es por eso que el catalán se habría fijado en Giménez, que a sus 25 años parece una apuesta perfecta, aunque su precio, si son reales esos 120 millones de euros, pueda ser desorbitado teniendo en cuenta la situación económica actual del fútbol. La otra opción galáctica sería la de Koulibaly, pero, a sus 29 años y tras una temporada decepcionante, parece difícil que el Nápoles saque los más de 100 millones que pedía el verano pasado por él. Además, Diego Carlos, del Sevilla, Nathan Ake, del Bournemouth, y Ruben Dias, capitán del Benfica, también podrían entrar en la terna de posibles.